Poner a nadar la comida

En La Pedrera, Táchira, los campesinos organizados producen 5.400 toneladas de cachamas cada siete meses.

Quizá por haberse convertido en la segunda zona productora de cachamas en el país, los campesinos de la hoy Comuna Alí Primera II, en La Pedrera, Táchira, se dieron cuenta que unirse era imprescindible: era el momento perfecto para dejar de ser los mandaderos de políticos y empresarios y convertirse en un puente para la economía solidaria y el trabajo liberador en la frontera venezolana. Tenían con qué: en las fincas Jamaica y La Vega del Navay, cada siete meses salían miles de cachamas listas para el consumo humano.

Pero pronto se dieron cuenta que no solo se trataba de la Comuna: en toda la zona, cientos de campesinos aportaban a la producción de cachamas. Así que lanzaron la red y los trajeron hacia la organización, formando los Consejos de Pescadores y Acuicultores, que hoy albergan a unos 450 productores, que en 2.700 lagunas, producen cada siete meses 5.400 toneladas de cachamas. Y la chamba, en cada ciclo, sigue creciendo.

Evidentemente, no toda la plaza está ganada. La red de distribución, las plantas procesadoras y el alimento para las cachamas, están en manos del empresariado. Sin embargo, nadie se ha detenido. Ni para coger impulso.

Detente tú a leer esta crónica de Comuna Adentro, y lee cómo es que estos campesinos cultivan y sacan de la tierra el sustento en forma de pez.